Quemaduras e injertos

La cámara hiperbárica está especialmente indicada por todos los organismos internacionales para el tratamiento de quemaduras e injertos de piel. El oxígeno hiperbárico actúa eficientemente generando la angiogénesis que crea los vasos y capilares sanguíneos necesarios para que las zonas quemadas y con injertos cierren rápidamente, evitando las infecciones y el dolor que producen. La fuerte hiperoxia produce un aumento significativo del oxígeno en sangre y posee efectos regenerativos del tejido dañado sumado al efecto antiinflamatorio que reduce el dolor, la estimulación de células que producen colágeno favoreciendo la cicatrización y reparación de tejidos, la angiogénesis y el aumento de sangre en los tejidos dañados, estimulando la liberación de células madre. Esto hace que la cámara hiperbárica sea indicada ampliamente para el tratamiento de quemaduras e injertos en todo el mundo.

» Solicitar Evaluación «

WhatsApp chat